martes, 1 de agosto de 2017

OSG

Si os dijese que gracias a una recomendación de Sin gluten Valencia y a Noelianely, una seguidora del blog, he comido dos días en un bar donde la carta es 100% sin gluten, los postres y la masa de pizza son caseros. El menú entre semana cuesta 7,95€ (incluye primero, segundo, postre y una bebida) todos me preguntaríais al segundo que ¿dónde? Bueno pues en OSG. Está situado en el CC MN4 en Alfafar, Valencia.

Hacia días que no salía de un sitio tan contenta. Es cierto que cada vez más los hosteleros se están poniendo las pilas. Aunque este caso es diferente. Aquí la dueña es celíaca. Ahora entendéis muchas cosas verdad.
Si nos preguntasen a los celíacos cómo sería nuestro bar ideal y qué es lo que más echamos de menos cuando salimos a comer fuera de casa. Estoy segura de que la mayoría diríamos que la carta fuese como la del resto de comensales, que el pan y el postre sin gluten no fuese un lujo que sólo podemos encontrar en algunos establecimientos, que nos sirviesen la comida a la vez que a los demás, que los platos no fueran sacados de un menú infantil, que los camareros estuvieran formados y que no tuviéramos que hacer mil preguntas sobre la contaminación cruzada (tener pan sin gluten no quiere decir que sepan hacer un menú para celíacos), que no se nos cobrase un suplemento por los platos sin gluten, que cuando nos sirvieran no tuviéramos que asegurarnos de que es nuestro plato y mil puntos que a lo largo de estos años he echado de menos en más de un establecimiento (aunque estuviese formado por alguna Asociación).
También quiero añadir que después de irme alguna que otra vez malísima de un restaurante siempre he tenido más que claro que si los dueños hubieran tenido algún miembro de su familia celíacos la reacción hubiera sido totalmente diferente.

Bueno pues cuando un celíaco monta un negocio para celíacos pone mucho cariño en ese proyecto, pero ante todo pone todos los puntos que él echa de menos cuando sale de casa.


Así que aquí tenéis una vez más un bar de celíacos para celíacos.

 

La carta es 100% sin gluten. También tienen una amplia variedad de cerveza sin gluten. Entre ellas la Ámbar 0,0. Resalto este detalle porque desde que me quedé embarazada no la había visto en ningún establecimiento.

Como fuimos dos veces os voy a enseñar los platos en el orden en el que vienen en la carta. Aquí tenéis algunos de los primeros que podéis encontrar en su menú.
Nosotros cogimos diferentes para poder compartir y así probar más cosas.

   

     

En cuanto a los segundos tienen pasta, hamburguesa, etc. Pero su plato estrella son sus pizzas. 
De hecho no os podéis ir sin probar su masa.




Bueno y de los postres poco tengo que decir. Sólo que como os podéis fijar falta la foto de uno. Y es que resulta que mientras que yo fotografiaba el mío Mr GF se comió el suyo en segundos jajajaj 
Qué mejor prueba de que estaba todo buenísimo.


Para las personas que tenéis más de una alergia y/o intolerancia detrás de la carta hay una tabla de alergenos. Y también ofrecen algunos de sus platos modificando el queso por uno sin lactosa.


Cada vez que vamos a comer a un restaurante nuevo siempre le pregunto a Jorge que sí él que no es celíaco iría a ese restaurante un día a comer sin mí. Unas veces me dice que sí y otras que no. Pero en este caso me dijo que sí, que le había encantado todo y que es para volver mil y una veces.

La rapidez con la que sirven, que a los platos no les falta detalle, el precio y lo bien que atienden (aprovecho para destacar la atención del camarero que nos sirvió las dos veces) es para no cansarme de recomendarooslo.

Lorena Calvo
Gluten Free Para Principiantes 


1 comentario:

  1. Buena recomendación, tiene todo una pinta buenísima. Gracias por compartir ;)

    ResponderEliminar